Lotería: que la suerte te acompañe

Con mi toga y mis tacones

IMG_20151219_214340

Dicen que la gente del teatro es muy supersticiosa. Y en general es cierto. Desde que Moliere dejara de respirar en plena representación de El enfermo imaginario vestido de amarillo, quedó proscrito para siempre este color del mundo de las tablas. Y esto es solo un ejemplo. Que a nadie se lo ocurra pasar bajo una escalera, romper un espejo, derramar la sal o nombrar a la bicha, y que a nInguno se le olvide mostrar sus deseos de bonanza con una escatológica expresión de todos conocida, o la culpa del fracaso recaerá sobre él y el estigma de gafe llenará sus existencia de huídas disimuladas y escuchitas a sus espaldas. Y claro, en un mundo donde el azar y la suerte están tan presentes, no podría dejar de existir esa pasión del juego que, al menos una vez al año nos embarga a todos: la lotería.

Y ojo, que bien…

Ver la entrada original 706 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: